jueves, febrero 12

Película Oldboy

     Oldboy. Película coreana del 2003 de la que Spike Lee hizo un remake en el 2013. Remake que no tengo intención de ver, ya que me gustó tanto esta que supongo que la versión americana será una castaña. Y si no lo es, tampoco me quitará el sueño porque esta es muy grande.


OldBoy

old boy oldboy
Nombre: OldBoy
Director: Park Chan-wook
Reparto: Choi Min-sik, Yu Ji-tae, Kang Hye-jeong, Ji Dae-han, Oh Dal-su, Kim Byeong-ok, Lee Seung-Shin, Yun Jin-seo
Año: 2003

"Rie y el mundo reirá contigo. Llora y llorarás sólo"

 

     Entretenida película violenta. Brutal y sincera. En esta película, la más famosa de "La trilogía de la venganza", Park Chan-wook nos muestra todo su saber hacer dirigiendo y como guionista. Redonda y perfecta.

     ¿Qué sentirías si te hubiesen privado de lo más importante de tu vida? ¿Qué harías? Si eliges dejarte llevar por la sed de venganza puede que lo que veas no te guste. Cuidado con lo que deseas, no sea que se convierta en realidad.

     Oh Dae-su, el protagonista de Old Boy, lo tendrá claro. Venganza hasta el fin. Sin ganas de destrozar nada de la trama, advierto que una vez pasados unos minutos, y tal y como empieza a desarrollarse la trama, no podrás despegarte de la pantalla. Al igual que "El conde de Montecristo" o el protagonista de la novela "Las estrellas mi destino", su única motivación vital será ese sentimiento llamado venganza que le quema por dentro.

     Se convertirá en el protagonista de una peculiar vendetta personal siendo a su vez títere de los acontecimientos, siempre un paso por detrás de su objetivo. La historia dura, triste y melancólica de un hombre al que le han robado lo más importante de todo: su vida.

     La violencia expuesta en la película no se corta un pelo, pero además tiene momentos cómicos y románticos de una sencillez soberbia. La acción, la fotografía, el desarrollo de la historia, la banda sonora, las coreografías, todo está cuidado al detalle.

     Sencillamente brutal, y con un final de los que quitan el hipo. La venganza es un plato que se sirve frío, y del modo más retorcido posible. Puedo asegurar que no te dejará en absoluto indiferente, y la expresión que soltarás será algo parecido a esto: "qué hijo de p***". Hay que verla dos y tres veces.

     El final finalísimo te deja con la mosca detrás de la oreja. En el fondo deseas que todo haya salido bien, Oh Dae-su, el hombre que se lleva bien con todo el mundo, se lo merece.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada